Quienes me conocen saben que no puedo tolerar la realidad tal cual es. Siempre imagino situaciones que para muchos son graciosas, pero para mi resultarían bastante justas y ayudarían a “equiparar” un poco el peso en la balanza de la vida. En este caso, día tras día me toca ver cierta postura “pasiva” de las mujeres a la hora de una situación puntual: el piropo border (que a veces roza la delgada línea del acoso).

A ver, si nos ponemos a analizar en profundidad el asunto, nos encontraremos con una realidad en la que el género masculino se encuentra encerrado en una percepción totalmente machista, lo que provoca la idealización de la mujer como un objeto. Como contra cara, nos encontramos con un género femenino que ya esta hasta las bolas de esta situación, pero ha aprendido a ignorar. Esto de alguna manera es interpretado por los “machotes” como un gesto de permisividad.

En consecuencia, el producto de ambas actitudes y posturas termina siendo un hombre bajando la ventanilla para decirle algún improperio a cualquier mujer que dentro de sus cánones estéticos pueda ser catalogada de “culiable”.

Ahora, ¿Será que la culpa no es del chancho si no del que le da de comer? ¿Qué pasaría si la mujer tomara la posta en estas acciones e invirtiera la torta de un día al otro?

SITUACION 1 | Un hombre indefenso cruzando la senda peatonal.
– ¡Reeeco, con esa poronga te invito a rellenarme el churro!

-*Cruza en rojo y muere*

 ___________________________________________________________________________
SITUACION 2 | Un albañil inocentón y fiel a su esposa, que se encuentra haciendo su trabajo.
– ¡PAPEEEEEE! ¡Que buena raya de ojete loco! Te invito a explotarme el inodoro ¡PUTO!

-*Se queda de cara*

  ___________________________________________________________________________
SITUACION 3 | Un joven tranquilo caminando cabizbajo por la calle.
– Con ese bulto te dejo el abdomen doliendo a frentazos ¡Porongudo!

-*Llega a casa llorando*

  ___________________________________________________________________________
SITUACION 4 | Un testigo de jehová leyendo Luchas 14:5
– ¡PAPEEEEE, con ese pedazo me aprendo el nuevo testamento en 5 idiomas!

-*Reza el padre nuestro 18 días seguidos*

  ___________________________________________________________________________
SITUACION 5 | Un tímido carnicero usando inocentemente su chaira.
– ¡Vengo a buscar toda la morcilla que tengas para mi, frígido!

-*Se acobacha atrás de media res*

  ___________________________________________________________________________
SITUACION 6 | Un verdulero sin pecado alguno.
– ¡Dame un container de bananas que me voy a recontra pajear pensando en vos, papón!

-*El verdulero se mete atrás de los cajones en posición fetal*

  ___________________________________________________________________________
SITUACION 7 | Un padre jóven monógamo hasta la médula llevando al nene al jardín.
– ¡Para qué comprás leche en polvo teniendo regaladas estas flor de tetas, cagón!

-*Lo cagan a piñas*

  ___________________________________________________________________________
SITUACION 8 | Un hombre de campo virgen.
– Porque no me plantás esa zanahoría en el guanero ¡Salvaje!

-*Se queda regulando hasta que canta el gallo*

  ___________________________________________________________________________
SITUACION 9 | Un Gamer que nunca vio porno en su vida.
– ¡REEEECO soplame el ojete como si fuera un cartucho de family!

-*se descarga 62 libros piratas de auto ayuda para superarlo*

  ___________________________________________________________________________
SITUACION 10 | Dibu, un dibujito pequeñito

– ¡Con estas gomas te voy a borrar hasta la cara, papurro!

  ___________________________________________________________________________
SITUACION 11 | Un benevolo profesor de aritmética
– Profe te le pego una tirada de goma que lo hago olvidarse del cuadrado de la hipotenusa

-*Muere por ajuste de cuentas*

  ___________________________________________________________________________

Como vemos a veces a la vida hay que encararla con actitud, y para ser honestos, sería lindo que aunque sea por un día esto se haga realidad y ellas, nuestras princesas, puedan caminar en paz por la calle. Más allá de la joda en la nota, estaría bueno que dejen de ser tan pajeros.

Compartí, no seas paco