10 pasos para dejar a su pareja

Paso 1
Háblele desde la cabeza, si lo hace desde el corazón muy probablemente pueda encontrarse con el pasado transitando por esos lados, eso la llevará directamente al llanto y se verá ante una incómoda situación contradictoria. Si esto no funcionase, corra hasta el lugar más lejano y orine.

Paso 2
No dé explicaciones, por más de que sus amigos no las necesiten y sus enemigos no los crean, aquí estaríamos hablando de una relación entre humanos con un título incompatible para ambos. Para usted, él será su futuro ex novio, en cambio, para él, usted es una victimaria conchuda hija de re mil puta.

Paso 3
Aunque no le parezca necesario, abrase a la otra persona, es una manera de contención y de anticiparle que no habrá sexo de despedida.

Paso 4
No le asegure que usted va a estar por si necesita algo, generalmente las personas que hacen eso son proclives a adoptar los problemas de los otros y obligadas a poseer un sentimiento de culpa, sólo relájese y trate de esfumarse lo más rápido posible, sin anestesia.

Paso 5
Mírelo a los ojos y sea clara, los hombres no entienden indirectas.

Paso 6
Relojee su bulto, solo por curiosidad.

Paso 7
Con respecto al lugar de encuentro, trate de que no sea un lugar muy frecuentado por usted. Puede que le traiga secuelas cuando visite la locación en el futuro.

Paso 8
Si está pensando en guardar las pertenencias de su futuro ex novio en una caja y recordar la fecha en que usted lo dejó quiero que sepa que está muy influenciada por series y novelas yanquis. Eso es un serio problema, no lo ignore.

Paso 9
Es muy importante que la fecha no coincida con su periodo de menstruación, ya que solemos estar sensibles y tendemos a decir pelotudeces.

Paso 10
Si a este paso todavía sigue en pareja, ignore los nueve concejos anteriores, sea usted misma y recuerde: No hay que tomar decisiones cuando una esta muy feliz, muy triste o menstruando.

NdR: Está mal visto tirar palos por twitter o facebook, eso es el nuevo ir a la puerta de su casa con la guitarra colgando y cantarle una balada. 

Carta adjunta 

Antes te escuchaba atentamente, tomaba nota de lo que decías, era un plan perfecto para que te empiezes a interesar en mí. Ahora solo quiero que me dejes hablar:

No sé que me pasa, realmente no se, es todo muy incierto y a la vez contradictorio.

No me animé a decírtelo cara a cara, creo que en estos últimos dos años te habrás dado cuenta que soy la mejor de todas las cagonas. Si, tengo miedo, mucho, odio las despedidas, pero mucho más que todo los “hasta siempre” que me podés llegar a tirar por la cabeza.

Cuando sucede el efecto de enamoramiento, nos vemos inmersos en una burbuja de: “está todo bien”. Pero con el tiempo descubrí lo que me pasaba y espero que no te sientas ofendido al leer esto: “Hice el mundo pequeño para encontrarte y después lo hice enorme para olvidarte”.

No encuentro nuestras cosas en común y nuestras diferencias se llevan muy mal, a tal punto que no quieren complementar, no puedo seguir viéndote así. Siento que estás sufriendo y debe ser todo por mi culpa. Mañana me voy a ir de Mendoza, voy a hacer escala en Buenos Aires, me quedo un día allá y voy a conocer el barrio de La Boca, me acuer… Perdón me voy de tema, no quiero que sepas de mí. Quiero que intentes sin tanto esfuerzo interesarte en tus cosas, aunque tengo que agradecerte por todo lo que me ayudaste y aunque nunca entendiste mi locura, la aceptaste.

Mañana parto al país de la zunga y la alegría. No intentes buscarme, yo tampoco me puedo encontrar. 

Hasta siempre 

(Nota escrita después de una maratón de películas románticas baratas, sepan disculpar)

Fuente imagen: http://www.barahonero.com

También podes leer:
Leyenda del fantasma del hombre que nunca existió 

El año pasado escribíamos:
El mejor insulto que escuché en mi vida

 

TAGS: