Si algo tenemos claro es que los asiáticos son raros por naturaleza. Los chinos se parecen a los japoneses. Los japoneses se parecen entre todos. Los chinos parecen nor – coreanos. Los nor – coreanos se parecen a los sur – coreanos. Los japoneses, chinos, nor – coreanos y sur – coreanos tienen todos el mismo pelo. Y así sucesivamente.

Pero si de algo estamos seguro es que hay otras cosas en las que se diferencian y una de ellas son las publicidades.

Su objetivo principal claramente es penetrar en la mente para logar que todos se acuerden de los productos que comercializan para que el consumismo no pare un segundo. Y bien que lo logran.

Colores llamativos, canciones enfermizas y por supuesto, situaciones inentendibles y fuera de toda lógica (por lo menos para nosotros).
Acá van, a mi entender, las diez publicidades más bizarras de Japón que pude encontrar.
(Nota: como son todos iguales, puede que sean chinas, nor – coreanas o sur – coreanas, eso nunca lo sabré).

Y de yapa, como sé que les encantó la canción de Puddi Puddi, les dejó 10 horas ininterrumpidas de este adorable spot:

También podes leer:
Las 3 conspiraciones más fuertes que envuelven a Mendoza

El año pasado escribíamos:
¡Si a la Megaminería!

Compartí, no seas paco