Instrucciones para curar a ateos y homosexuales

En tiempos como hoy, la Santísima Iglesia Católica está en peligro. No es novedad que cada día perdemos más fieles y que cada vez son menos los bautismos, donaciones y son más los Ateos y los pecadores. El mundo sin Dios, es un mundo enfermo y es nuestro deber colaborar para sanar esta epidemia enviada por Satanás (S.eitánas/ae).

Entre toda la gama de enfermedades que azotan la pureza de este mundo de Dios, hay dos que son las más peligrosas: el ateísmo y el homosexualismo. Estas son las principales razones por las cuales todos los pecados son cometidos.

Hablemos con lógica: El ateo no cree en Dios, por lo tanto no le teme a ningún castigo, el ateo cree (tiene fe) que poniéndose en contra de Dios, el Diablo lo protegerá. El ateo no tiene bases morales, por lo tanto, el ateo es maligno.

Irrefutable desde cualquier punto de vista.

Pero, debemos preguntarnos primero:

¿Que es realmente el Ateísmo?

El ateísmo como la palabra lo dice es “anti-dios” lo que quiere decir que un ateo, no cree en en Dios, lo que se contradice ya que quien no cree en Dios, cree en el Diablo y le adora. Todos los ateos dicen que ellos no creen ni en Dios ni en el Diablo, pero es una mentira que sostienen con tenacidad.  El ateo busca constantemente enfrentar la autoridad Divina y promulgar su mensaje de odio a través de fotos fuertes de sexo porno, música de rock and roll metalero pesado heavy, vestimenta ofensiva y desafiante, ritos herejes y ciencia. El ateo busca a toda costa destruir la sagrada religión Católica.

Así se visten los ateos… ¡cuidado!

¿Cómo curar a un ateo?

Los ateos tienen atascada la idea en la cabeza de que ellos no están enfermos, creen que no hay nada de malo en ser ateo. Nosotros sabemos que están equivocados y  como hijos de Dios todo misericordioso debemos ayudarlos para que Belcebú no se los coma en su mesa.

Ellos jamás van a colaborar, así que es recomendable utilizar somníferos o lo que sea  que haga falta para llevarlos hasta una Iglesia.

Cuando despierten debemos rezar por horas hasta que el amor de Cristo Rey les derrita el corazón y de verdad comprendan que el camino del satanismo y la ciencia hacen daño.

Debemos destruir en su presencia material diabólico y ateo, como libros de ciencia,  discos de metal rock pesado heavy (Megadeth, Iron Maiden, Xuxa, Cradle of Filth y  Metallica) Juegos de video como el súper Nintendo o los pac-mans y posters de artistas diabólicos como Skrillex y HIM.

Si todo sale bien, el cambio será total. (Ver foto)

Antes y después

¿Y los Gays? ¿Cómo se cura un Gay?

Los homosexuales son ateos que deciden tener sexo fuera del matrimonio con personas de su mismo género solamente para desafiar la autoridad y nada más, no hay otra explicación posible ya que es ANTINATURAL.

Para curar un gay se podría hacer el mismo procedimiento que a un ateo pero está católicamente comprobado que el diablo (Mefisto) obra con mayor fuerza  en estas personas. En el caso de los Gays o “Pluma Pluma” como les gusta ser llamados, hace falta un verdadero exorcismo que solo pocos guerreros católicos como el Reverendo Hernán Diego Perdriel puede realizar. El Reverendo H.D.P. ostenta un record de más de 100 gays convertidos en hombres de dios.

Jesús transforma: ex gay ahora convertido en hombre de Dios

Hermanos míos: Vivimos en un mundo donde los “derechos humanos” están por sobre lo sagrado de las escrituras y de la verdad indiscutible que es LA BIBLIA. Debemos acabar, por la fuerza si es necesario, con el avance de Mandinga por sobre los hijos del señor.

¡Todos somos guerreros! ¡no olviden nunca!

Un Abrazo Católico.