No es azar que este mundial “lo pueda ganar cualquiera”

  •  
  •  
  •  
  • 37
  •  
  •  
    37
    Shares

Desde el siglo XXI los equipos “chicos”, “fáciles”, “3 ptos seguros” que juegan el mundial dejaron de serlo hace un par de años, y seguramente los mundiales próximos sean igual o más complicados que este para pasar de primera ronda. No por algo 4 de los últimos 5 campeones, defensores del título, cayeron sin pasar primera fase: Francia campeón del 98’ quedo afuera en primera ronda en Korea-Japon 2002. Italia campeón del 06’ quedo afuera en 2010, España flamante campeón de punta a punta en el 2010 se fue temprano en Brasil 2014, y ahora nuestro verdugo personal perdió estrepitosamente con Korea quedando eliminado sin llegar a octavos siquiera.

Una de las principales razones de que se achique esa brecha grande que había entre seleccionados es la globalización mundial, la hiperconectividad, la información, los datos de selecciones y jugadores, estadísticas a un simple click de distancia.

Las ligas europeas ya no son de europeos

Una de las grandes ventajas que tenían las potencias en materia futbolística eran las ligas competitivas en sus propios países, los tipos de entrenamientos, las preparaciones físicas, todo eso les daba una enorme superioridad del resto. Pero eso cambió, desde que anularon el limite o cupo de extranjeros en las ligas europeas (mediados del 2006) ahora en un equipo español o inglés podes tener a un Croata, Sueco, Árabe, Chileno, Marroquí, Nigeriano, Peruano en el mismo equipo (punto a favor para nuestra liga que el cupo de extranjeros es de 6 jugadores). Ahora los europeos buscan la materia prima afuera, y dejan de apostar a sus juveniles, perdieron la renovación, el necesario recambio, y los “países chicos” sacaron buen provecho, ahora es normal que 2 o 3 jugadores de esos países “fáciles” estén jugando en las ligas más fuerte de Europa. Dos ejemplos del porque Italia quedo afuera en las eliminatorias:

Inter de Milán: Handanovic (Eslovenia), Joao Cancelo (Portugal), Skriniar (Eslovaquia), Miranda (Brasil), D’Ambrosio (Italia), M.Vecino (Uruguay), Brozovic (Croacia), A.Candreva (Italia), Rafinha (Brasil), Perisic (Croacia), Icardi (Argentina): total, sólo 2 italianos.

Milán: Buffon (Italia), Cuadrado (Colombia), Rugani (Italia), Barzagli (Italia), Alex Sandro (Brasil), Kedira (Alemania), Pjanic (Bosnia), Matuidi (Francia), Douglas Costa (Brasil), Higuain (Argentina), mandzukic (Croacia): total, sólo 3 italianos.

¡Sus dos equipos más grandes solo tienen 5 jugadores de su nacionalidad! ¿Cómo esperaban ser competitivos a nivel internacional? Salvo España (que la mitad de sus titulares juegan en Barcelona y la otra mitad en Real Madrid) las demás ligas juegan todos extranjeros.

Si bien esto no es “el” porque, ahora cualquier equipo puede quedar afuera o cualquiera puede pasar de fase, todo este cambio abre un camino en lugares insospechados, lugares que hace 20 o 30 años atrás era casi imposible saber o no  tenían los recursos y/o conocimientos en 3 áreas fundamentales del fútbol:

Lo táctico

Ahora el 4 de Korea no agarra la pelotita al costado y tira el pelotazo a dividir para que el 9 se la rebusque con el orto. Ahora el 8 no tira la pelota adelante sin otra cosa que hacer más que tirar un centro a la tribuna, ahora el 8 te triangula con el 5 y el 7, toca de primera y se muestra como opción de pase. Así como hacen los relevos entre el 4 y el 8, el 3 y el 10, el 7 con el 8 y así cambiaron su forma de jugar, ya no te corren de atrás porque no se entendieron y soltaron las marcas por ir a atacar. Todo esto gracias a que los entrenamientos se “globalizaron”, hoy Nigeria o Islandia se pueden preparar de la misma manera que Argentina y/o Brasil cosa que antes era casi imposible por el desconocimiento. Otro punto a destacar son las estadísticas, si bien son datos que a veces pueden ser irrelevantes, pueden y sirven en muchas ocasiones para saber para qué lado elige preferentemente el win/carrilero para desbordar o encarar, cuantos pases cortos o largos hace el 5, si elige jugar 2 cortos y 1 largo siempre, o al revés, y así no ir a marcar a cara de perro sin saber contra que te podes cruzar, y más en un mundial donde 2 o 3 jugadas de ventaja para agárrale la mano a tu marca por partido te pueden dejar afuera.

Lo físico

Acá un punto clave, importantísimo, que año tras año se va notando y evidenciando más y más por lo mencionado anteriormente de lo “táctico”, porque es como una rueda que gira, se va aceitando, haciendo que otras partes funcionen y giren mejor. Este es el primer punto que fueron puliendo los países chicos, pero que tácticamente hacían agua. ¿A que me refiero con hacer agua tácticamente? La línea defensiva no coordinaba y siempre un saguero habilitaba al resto haciendo que los 4 del fondo siempre los corrieran de atrás, los laterales dividían todas las pelotas generando un desgaste físico para intentar recuperarla luego, no habían relevos y dejaban muchos espacios en los costados, ocasionando que los carrileros corrieran innecesariamente piques de 50 metros. Todo esto generaba un desgaste físico tremendo que a los 70’ minutos pasaban factura y provocaba que las piernas les dejaran de responder, y ahí era cuando prácticamente morían. Ahora eso cambio y “corren inteligentemente”, ya no hay huecos entre líneas, ni ninguno lo tiene que corretear porque atrás uno quedo enganchado (por algo ya no hay muchos manos a manos con los arqueros como antes, prácticamente no hay) ahora el desgaste físico lo tiene el “país candidato” o “grande” tratando de buscar huecos donde antes habían. (Un ejemplo de esto fue el partido de Argentina contra Islandia donde nos ganaron físicamente y no encontramos huecos para generar peligro)

Lo técnico

Este punto es el más difícil de dominar. Si bien con entrenamientos, ejercicios, practica y trabajo se pueden pulir varios aspectos como la gambeta, el dribling, dominar la pelota en movimiento, los pases a corta y larga distancia, los disparos de media y larga distancia, muchas veces es algo que uno lo tiene incorporado de chiquito, prácticamente nace con el talento, acá es donde seguimos sacando una gran ventaja, así como los “grandes” países a los “fáciles”.

Hace unos 20 o 30 años atrás un país “candidato” era ampliamente superior en esos 3 aspectos, por eso había una gran brecha, lo que hoy con la hiperconectividad y la globalización se fue acortando y se irá acortando con los años. Podemos analizar los partidos que tuvimos bajo esos puntos y verán que:

Contra Islandia fueron superiores físicamente, estaban impecables, nos comieron los 90’. Y nosotros entre algodones con Mercado, Rojo, Biglia, Banega, Agüero y Di María. Técnicamente no hicimos la diferencia porque en lo táctico falto planificación (cosa que ellos sí tuvieron, sabían a que jugaban y que debían hacer para contrarrestarnos).

Contra Croacia sin desmerecer o ningunear a nuestra selección,  nos pasaron por arriba en los 3 aspectos. Si bien técnicamente fuimos mejores no lo hicimos valer, y con 2 jugadores (Modric y Rakitic) nos hicieron la diferencia.

Y Nigeria estuvo parejo en los 3 aspectos y fue muy poca la diferencia entre equipos, más allá que no generaron situaciones de peligro.

Por eso no hay que subestimar a ningún equipo en los mundiales, hoy somos técnicamente muy superiores a Croacia o Islandia, pero no nos olvidemos que hace 20 años atrás éramos superiores táctica, física y técnicamente, no vaya a ser que dentro de unas décadas eso cambie, porque en el mundial pasado de Brasil 2014 nos costó y pasamos muy ajustados, y este mundial milagrosamente clasificamos a octavos.

Así que aprovechemos que aún estamos en carrera  y que “empieza un nuevo mundial para la Argentina”.