Los 10 mejores juegos de Family que jugué en mi infancia

  •  
  •  
  •  
  • 56
  •  
  •  
    56
    Shares

Esta nota fue un poco inspirada y motivada por la llegada de nuestro nuevo miembro gamer del pasquín Krestof North y sus deliciosos estados y publicaciones referidas a los videos juegos. Primero que nada quiero aclarar que “no soy gamer”, y esta nota no trata de serlo. Si quieren leer una nota gamer léanlo a mi colega o vayan a sitios frikys y ahí van a encontrar de sobra. Lo mío es hacer una nota desde mi punto de vista totalmente subjetivo, el de un simple mortal que no tiene un Doctorado en Video Juegos ni soy Licenciado en Gamerologia como los niños ratas y frikys creen que tienen cuando alguien normalito habla de video juegos.Traté de omitir los clásicos eternos como: Contra, Adventure island 2, Mario Bros 3, Circus, Bomberman, Battle City, etc.

Puede que algunos juegos no les guste y otros si pero son los que yo considero, desde mi experiencia, los mejores juegos del family, o los que me presentaron un gran reto y desafío el jugarlos, así como también el terminarlos. Espero que les guste, sino pueden practicar el juego de cabecearme el pupo, es gratis y muy entretenido. He aquí el listado (va de menor a mayor):

Yiear kung fu

Juego de artes marciales, bastante simple pero muy entretenido. Eras un peleador colorado llamado Lee, que en la traducción argenta sería como Gonzalez. Acá no podías tirar patadas y piñas karatecas a diestra y siniestra como en Spartan X (juego que menciono más adelante), porque te comías 5 piñas antes de tocarlo. La clave del juego era ir saltando para que no te pegara, porque ninguno de los enemigos podía saltar. Tenías que lanzar golpes estratégicamente calculado y medidos de ante mano, sino no había chances de embocarle una patada, y ni hablar de quedarte quieto porque en 2 segundos te comías 3 golpes. Solo luchabas contra 5 contrincantes que, al derrotar al quinto (que era el más fuerte porque tenía un poder que volaba o levitaba tipo Raiden para pegarte) el colorado hacía sonar un gong y empezabas la ronda de vuelta, lo único que cambiaba era el color del dojo y los enemigos costaban más mientras más avanzabas.

TinyToons adventures

Un clásico para algunos, pero lo pongo porque era todo un reto terminarlo. TinyToons era del clásico estilo aventura donde la trama era rescatar a la coneja de Bugs Bunny. Si bien el juego al principio era bastante parecido al Mario bros 3, donde hasta los paisajes son casi similares, los siguientes niveles demuestran un juego diferente y una jugabilidad muy fluida. El personaje principal era Bugs, sin ningún poder especial, podríamos decir que era como el standard para jugar los niveles. La única manera de matar a los malos era pisándoles la cabeza, y no te podías descuidar un segundo porque si te tocaban morías (a menos que tuviera el corazón de vida extra).

Tenías al demonio de Tasmania, un pato verde, y un gato azul como compañero. Si  mal no recuero el pato volaba y podía nadar, el demonio se hacía torbellino y mataba al que lo tocara, y el gato arañaba las paredes y trepaba. Los compañeros eran útiles dependiendo del nivel.

Chip And Dale

Un juego de aventura basado en las astutas ardillas de los dibujitos. Podías jugar en modo aventura de dos players (lo recomendado era siempre jugar con alguien porque se hacía más fácil). Las ardillas tenían que pasar por una serie de niveles como un callejón, una cocina, una juguetería, un casino, etc. Los niveles estaban rodeados de perros robóticos, ratas mutantes y otras especies de animales donde les ibas lanzando cajas de maderas, manzanas u otros pequeños objetos, y para luchar con los jefes de cada nivel la única arma que te daban era una pelotita naranja que se la tenías que arrojar para quitarle vida.

Kung Fu Master (o Spartan X)

Si bien este se puede considerar un clásico de la consola cabe destacar que era bastante complicado y era todo un reto terminarlo. La gracia y lo lindo del juego era tirar patadas a diestra y siniestra a todos los enemigos que se te acercaran. Como la mayoría de los objetivos, era rescatar a alguien, para Spartan X era su chica, Sylvia. Eran 5 niveles donde a medida que ibas cagando a patadas al que se te cruzara como flacos que te tiraban cuchillos, dragones, una especie de murciélagos, y hasta enanitos que saltaban más alto que vos y te golpeaban la cabeza. Una vez que vencías al jefe final y rescatabas a tu princesa, te daba la opción de volverlo a jugar para seguir sumando puntos y batir tu record, que era al pedo porque cuando se te apagaba la consola se reiniciaba el score (puntaje más alto).

Field Combat

Un juego sobre una nave invasora extraterrestre, donde el objetivo básicamente era conquistar el planeta y acabar con las tropas terrícolas. Lo excelente y lo que lo hacía tan sublime era que, además de lanzar misiles, podías lanzar un rayo láser hipnotizador a las tropas terrícolas y la abducías a tu nave que luego podías usar como tu propio ejército, prácticamente te ibas adueñando de las tropas que podías para usarlas en su contra.

M.U.S.C.L.E

Un juego de lucha donde tenías una variedad de personajes bastante amplia para haber sido un juego de Family. Era un estilo lucha libre donde solo tenías que derrotar a tu contrincante dentro del ring. El juego podía dar un revés en cualquier momento porque a cada rato había un loquito en las esquinas que te tiraba una pelota reluciente que si la agarrabas te daba un poder especial, el cual variaba dependiendo del personaje elegido. Era un juego ideal para jugarlo de a 2 players, podías pasar horas jugándolo con tus amigos o hermanos para demostrar quién era el más fuerte dentro del cuadrilátero. A mi gusto los personajes más fuertes eran el rubiecito con calzoncillos azules y el cuasi hombre de cuatro brazos de color celeste con un peinado verde que era casi más duro que el diego en México.

CapitanAmerica And the avengers

Uno de los mejores juegos de acción que tuvo el Family. En la escena de entrada te mostraba como fueron derrotados todos los vengadores excepto Capitán América y Hawkeye, los dos personajes con los cuales jugabas. Al principio ambos vengadores estaban separados y tenías que recorrer los estados de América para juntarlos, después cuando ambos estaban en un mismo estado podías utilizarlos a los dos en un mismo nivel. Al principioel poder de la flecha de Hawkeye era media poronga y tenías que tirarles varias a los enemigos comunes para matarlos, pero a medida que ibas agarrando joyas y puntos, podías aumentar su vida y fuerza. La flecha después no era tan poronga y era prácticamente un misil que mataba a cualquiera. Por el lado del capitán América a medida que ibas sumándole puntos de fuerza el escudo lo podía arrojar más lejos y por más tiempo. El jefe final era el temible, y enemigo del Capitan, el alemán Red Skull. Un juego bastante largo con varios estados para recorrer y niveles muy difíciles. Podías pasar todo un día para poderle ver la cara roja a Skull, y el desgraciado te mataba en 1 minuto.

Super campeones II (o Capitan Tsubasa II)

El juego más entretenido que he jugado en esta consola, hasta hoy en día lo sigo jugando en mi celular mientras viajo en el bondi o cuando tengo que esperar en alguna cola. Oliver Atóm, o como la verdadera traducción al castellano de Tsubasa, era el personaje principal. El juego era basado en los dibujitos de Super campeones y sus variados jugadores con tiros y habilidades especiales que distinguían a cada uno. El juego estaba todo en japonés, así que tenías que saber que “つばさ”significaba “Oliver” para saber que se la pasabas a él y que “シュート” era patear, “ドリブル”driblar, “パス”era un pase, y “ワン。ツー”era tirar una pared. Si no aprendías esas palabras (y un par más) no podías jugar porque tenías que indicar en las opciones (escritas en japonés) lo que querías hacer.

La primer parte jugabas con Oliver en Sao Paulo por la copa juvenil (disputabas 6 partidos), donde podías usar el famoso tiro con chanfle. Era toda una maravilla ver los efectos y las animaciones de ese sublime disparo. El equipo de Sao Paulo en si no era muy bueno pero era medianamente parejo en puntajes, y solo necesitabas del talento de Oliver y sus tiros y chilenas especiales. La segunda parte jugabas con el Nankatsu (Niupi) que (sin Oliver porque ya se había ido a Brasil) era liderado por Tom Misaki,  y sus letales voleas. Eran todos unos muertos en ese equipo (menos Misaki), sobre todo el muerto del arquero de Morisaki que no te atajaba una, te pateaban y sacabas del medio. En la final te enfrentabas a la temible y poderosa “Preparatoria Toho”, donde jugabas contra Steve Hyuga, y Richard Tex Tex (el arquero que se colgaba de los postes).

La mejor parte del juego era llegar a jugar con la selección japonesa donde estaban todas las grandes figuras como Steve Hyuga y su tiro del tigre (que hacia volar literalmente por los aires a todos los que trataban de parar el remate),Tom Misaki, el mismo Oliver Atom, los hermanos Korioto y sus remates sincronizados, Richard Tex Tex con sus atajadas colgándose de los postes, Benji Price el arquero imbatible, y Andy Johnson (el mejor después de Oliver, pero solo podías usarlo en el segundo tiempo por su problema en el corazón). Era imposible terminarlo en un día o antes que se te quemara el transformador, así que la única manera de poderlo continuar era anotar los pasword en japonés para retomar la partida desde donde quedabas después de horas y horas, así que tenías que aprender a escribir letras japonesas si lo querías terminar o llegar lejos, sino moría la consola quemada en el intento.

Ninja Gaiden II

Eras un ninja con traje celeste donde tu arma principal era su espada samurái, y a  medida que trascurría el juego habían pelotas rojas colgadas donde te daban armas secundarias como las estrellas ninjas, lanza fuegos, poderes explosivos,  y el mejor de todos, y la clave para terminarlo, era un poder que te daba una especie de sombra espejo tuya, de color rojo que te seguía a la distancia, si vos te movías la sombra se movía, si dabas un golpe de espalda también lo hacía, era muy efectiva para cuidarte las espaldas y matar los jefes.

Era toda una proeza digna de alabar el terminar el juego después de horas y horas de luchar incansablemente contra demonios, espíritus, una especie de cavernícolas y animales medios raros que te terminaban dando pesadillas si lo jugabas de noche. El juego tenía varias escenas entre nivel y nivel donde explicaba la historia del juego, pero mucho no entendías un choto porque el juego estaba en japonés. Lo único que podías entender era que debías rescatar a una chica.

Los niveles eran muy complicados y largos, pero excelentes. Hasta podías ver como la nieve de un nivel te movía el muñeco solo dependiendo el ángulo donde soplara, y obviamente te tenías que ajustar y moverte condicionado por ese extra si no querías que cayeras y murieras.Si mal no recuerdo eran 7 niveles (Stages) donde cada stage tenía varias partes (7-1, 7-2, 7-3 y así sucesivamente). La música para ambientar el juego era una genialidad que te hacia dar un paro cardíaco.

Caballeros del Zodiaco (Saint Seiya: Ougon Densetsu Kanketsu Hen)

El Juego más difícil del FamilyGame, y el que diga lo contrario es porque nunca lo jugó. Uno de los mejores juegos, era sublime, el juego se basaba en la serie al pie de la letra, cosa que pocos juegos han logrado, y eso lo hacia extraordinario.

La escena de introducción mostraba como Atena (SaoriKido), al entrar al templo, un soldado del Patriarca le clavaba una flecha. La flecha solo se podía sacar si los caballeros de bronce pasaban por las 12 casas del templo antes que se acabara la noche, y debían derrotar al Patriarca. El juego era exactamente igual a la serie, cada casa con su respectivo caballero de oro, cada batalla, la historia del juego pasaba lo mismo que en los dibujos.

Los niveles eran todos casi iguales porque ibas por las escaleras entre templo y templo y lo único que variaban eran los soldados que a medida que ibas avanzando de casa se hacían un poco más fuertes y tenías que pegarle un par de veces más. Lo difícil del juego era derrotar a los caballeros de oro, donde eran los jefes de cada casa, y si te derrotaban a tu caballero de bronce debías pasar el nivel de vuelta con el otro caballero para poder enfrentarlo nuevamente. Calcula que los caballeros de oro eran casi indestructibles, y si te comías 2 golpes prácticamente te mataban, así que a cada nivel lo tenías que pasar con los 4 caballeros (Seiya de Pegaso, Hyoga de Cisne, Sun de Andromeda y Shiryu de Dragon. Y circunstancialmente aparecía El Ave FenixIkki dependiendo del caballero de oro que te enfrentabas). Cada caballero tenía su propia vida y cosmos, algunos eran más fuertes, otros tenían más habilidades o variedad de golpes. Tenías algo como una reserva de puntos que ibas llenando a medida que matabas a los soldados, donde después esos puntos te servían para llenarle las barras de vida y cosmos a cada caballero. Para aumentar el límite de vida o cosmos de cada caballero de bronce debías derrotar a los de oro y solo a ese caballero que le daba el golpe final le aumentaban el límite.

El nivel más popular y emblemático del juego era la casa de Geminis. Los que lo jugaron recordaran que en ese nivel era el más difícil porque cuando llegabas a la casa para enfrentarte al caballero dorado, lo primero que te hacía antes de luchar era mandarte a “La otra dimensión”, un poder especial que tenía. “La otra dimensión” de Géminis debe haber sido el nivel más difícil del familyGame.

En esa dimensión la gravedad del juego era diferente y costaba saltar entre suelo y suelo (que era un pedacito de piedra chiquito donde apenas podías estar parado), y si te caías empezabas todo de vuelta. Si bien eso ya era complicado de por sí, imagínense tener que hacerlo mientras te iban cayendo pedazos de meteoros y basura espacial que eran imposible esquivarlos a todos. Prácticamente llegabas sin vida ni cosmos para luchar. Con el único caballero que masomenos podías pasar esa dimensión del orto era con Andromeda, con los demás era un milagro pasar ese nivel.

Bueno, esos son los 10 mejores juegos que he jugado en mi infancia. Si tienen alguna recomendación u opinión pueden dejarla en los comentarios. Y si quieren jugar al otro juego de “cabecearme el pupo” me escriben al Facebook. Gracias, vuelvas prontos.