5 recetas para quedar como un champion sin saber una verga de cocina

  •  
  •  
  •  
  • 70
  •  
  •  
    70
    Shares

Me encanta comer y, con el pasar de los años, he descubierto en la cocina, como en el arte, una manera de sublimar angustias, canalizar pensamientos, reflexionar y pensar. Encuentro paz en el proceso de armado, picado, sazonado, horneado o abrasado de una comida. Esto no quita a que los resultados sean paupérrimos, porque para ser un buen cocinero hay que estudiar y practicar muchísimo, pero… la pasión y la buena onda siempre están.

Es por ello que les voy a contar algunas recetas muy fáciles de hacer, para quedar como un campeón y salirte de la típica salchicheada con puré, los fideos blancos con manteca o el arroz con milanesas compradas. Vamos a ir desde la más fácil a la más compleja.

Bife de chorizo al roquefort

Ingredientes:

  • Bife de chorizo (cortado a un grosor de dos dedos, quedan de unos 300/400grs. se calcula 1 para las chicas y 2 para los hombres que coman como Conan)
  • Roquefort (unos 40grs por bife)
  • Crema de leche
  • Manteca
  • Pimiento morrón rojo

Pones los bifes a cocinar a las brasas lo más lento posible. La temperatura ideal consta de poder poner la mano arriba de la parrilla unos 10 segundos y no quemarte con el calor. En un costadito de la parrilla pones el pimiento morrón cortado en dos mitades sin lo verde y sin las semillas.

Cuando comienza a ponerse jugosa la cara que no está al fuego, es momento de darla vuelta. Sacas el pimiento y lo mezclas en una minipimer con el roquefort. Dividís en dos la fusión. Una mitad se la untas groso a la carne ahí mismo. La otra mitad la metes en una ollita, con un poco de manteca y crema de leche, un rato hasta que se fusione todo y agarre temperatura.

El tiempo en el que lo sacas es depende del gusto de los comensales. Mientras más rápido, más jugoso. Cuando lo sirvas en el plato, le mandas las papas (fritas o noisette) y lo bañas en la salsa restante.

Ideal para acompañar con papas fritas o papas noisete (compradas de la bolsa) y maridarlo con cabernet.

Matambre de cerdo a la mostaza y miel

Ingredientes:

  • Matambre de cerdo
  • Mostaza (Savora, no nos vamos a hacer los ricos con el grano, aunque es mucho mejor)
  • Miel (cualquiera)
  • Sal
  • Pimienta

Si un día antes podes ponerle sal, pimienta y una pinceleadita de miel y mostaza al cerdo y cerrarlo al vacío, es un golazo.

Echas la mostaza y la miel en un bol y lo mezclas hasta que quede un líquido uniforme. Le pones sal, pimienta y una pasadita de la mezcla a toda la carne.

Pones el cerdo a la parrilla con poca brasa (también puede ser al horno a fuego lento) y lo dejas unos cuarenta minutos. Lo das vuelta y le volcas groso la fusión de mostaza y miel. Ahí lo dejas hasta que se temine de hacer.

No te asustes si abajo se pone un poco oscuro, no es quemado, sino que es que se caramelizó la mezcla. Listorti.

Ideal para acompañar con un puré de camote y maridar con Chardonnay.

Costillar sarpado

Ingredientes:

  • Costillar de vaca
  • Sal gruesa
  • Pimienta blanca o negra
  • Vino blanco

Esta comida se prepara para un número de comensales que oscile entre 12 y 18, porque lo ideal es comprar el costillar entero, que por lo general, pesa unos 12 kilos.

Lo primero que tenes que hacer es ir a una buena carnicería. Uno de los grandes secretos del buen asado, es comprar buena carne.

Ahí mismo le pedís al carnicero que te “marque” las costillas en dos o tres líneas. Esto te va a permitir manipularlo mejor y cuando cortes, vas a servir una costilla moderada y no un plato de cavernícola.

Le cortas a las costillas la “película” o “telita” esa que envuelve al hueso por los laterales o por el centro, da lo mismo, así como te muestro en esta foto:

Lo dejas costillas arriba mientras haces el fuego y le pones:

  • Vino blanco
  • Sal gruesa
  • Pimienta

Antes de ponerlo tenes que calcular una temperatura bajo la parrilla que te permita mantener la mano diez segundos sin quemarte. Ahí lo pones con las costillas hacia abajo (fundamental) y arriba lo terminas de condimentar con sal gruesa y pimienta. El resto del vino blanco se lo vas rociando a medida que se haga.

Lo tenes que tener unas tres horas costillas hacia abajo. Luego lo das vuelta y lo dejas entre 30 y 34 minutos costillas hacia arriba. Ahí podes hacerte el re groso y sacarle todas las costillas tirando hacia arriba.

El tema de cortarle la telita no es solo para que te hagas el copado, sino porque el calor penetra toda la carne y se asa perfecto.

Ideal para acompañar con ensalada rusa y maridar con malbec.

Empanadas de entraña cortadas a cuchillo

Ingredientes (para una docena)

  • Masas para empanadas
  • 1 Entraña (700grs aprox)
  • 1 pimiento rojo
  • 2 cebollas grandes
  • 1/2 cabeza de ajo
  • 1 cebolla de verdeo
  • 1 huevo
  • Sal fina, aceite de oliva, pimienta, pimentón, comino y orégano.

La entraña tiene una especie de “película de grasa” o cartílago que se lo debes sacar por completo. Luego cortas en cuadraditos toda la carne. El tamaño ideal es de 1cm más o menos.

Cortas bien chiquito y mezclas la cebolla, el ajo, el pimiento y de la cebolla de verdeo sólo la parte blanca. Las crenchas verdes las cortas por separado y las dejas aparte.

“Sellas la carne” metiéndola a la olla con aceite de oliva, sal y pimienta durante unos 5 minutos, dándole vuelta hasta que parezca cocida por fuera. Sacas la carne de la olla.

Metes toda la verdura picada a la olla (sin la carne) y la condimentas con sal, pimienta, orégano y un poquito de comino (este para mi es el condimento esencial, pero no te podes pasar porque es súper invasivo). Cuando veas que la cebolla pasa de estar blanca a dorada, le metes la carne.

Lo dejas a fuego lento y vas mezclando hasta que la cebolla quede completamente cocinada (blandita). Ahí sacas todo y lo dejas enfriar un poco. Cuando esté un toque más frío le echas la parte verde de la cebolla de verdeo, lo mezclas bien y listo el relleno.

Una buena cantidad de relleno es una cucharada sopera y media o dos, pero si las haces muy gordas te va a costar un huevo cerrarlas. Para el repulgue podes usar un tenedor, no es lo más artístico pero zafa.

Una vez hechas todas, batís el huevo hasta que se funda clara con yema y las pinceleas bien completitas a todas.

Las mandas unos diez minutos al horno y listo.

Ideal para maridar con birra.

Alto guiso

Ingredientes (para 6 personas)

  • 1 paquete de guiso de trigo pelado
  • 3 longanizas
  • 3 chorizos de cerdo
  • 1/2kg de carne para olla
  • 1/2kg de cerdo
  • 1/2kg de costillas de cerdo
  • 300grs de panceta
  • 1 cuerito de chancho
  • 1 cabeza de ajo
  • 2 cebollas
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 3 zanahorias
  • 3 papas
  • 1 tomate
  • 1 caja de vino blanco
  • 1 caldo para saborizar verduras.
  • 1 caldo para saborizar carnes.
  • Champiñones
  • Sal
  • Pimienta
  • Orégano
  • Aceite de oliva
  • Pimentón

Lo primero que hay que hacer en poner agua y meter el trigo pelado dentro, con un poco de sal y dejarlo hervir hasta que se ablande un poco (no hasta que se cocine por completo)

Luego hay que picar todo bien chiquito, carne y verduras. Para poder picar bien los choris lo ideal es dejarlos unos 5 minutos dentro de agua hirviendo, esto nos va a permitir cortarlos en “juliana” sin que se desgranen.

Metes sólo la verdura a una olla (los champiñones no, esos van al final), con sal, pimienta, orégano, el caldo para saborizar verduras y aceite de oliva. Lo vas controlando y mezclando hasta que se dore la cebolla y se ablande un poco la zanahoria. Entre 15 y 20 minutos es un buen tiempo.

Ahí le metes toda la carne y le echas el caldo para saborizar carne y media caja de vino, hasta que quede casi sumergido. Terminás de sazonarlo con los condimentos a tu gusto. En unos 20 minutos más, ya estamos en condiciones de sumar el guiso y los chapiñones.

Echas el guiso y le terminas de vaciar la caja de vino. En una media hora más todo debería estar listo.

Ideal para maridar con pinot noir


TAGS: