La dominación

  •  
  •  
  •  
  • 23
  •  
  •  
    23
    Shares

Hoy voy a hablarte de la dominación. A vos, que estás muy lejos de ser millenial, a vos que estás crecidita como yo y que has nacido justo para seguir de cerca el comienzo del fin de la dominación. Te hablo a vos, porque vos, yo y todas las mamitas que nacimos hasta los 70´/80´, somos el gran tapón mucoso del parto de la nueva era. Supongo que medio ya sabés de qué dominación te estoy hablando, ¿no? De la dominación patriarcal, Mami… la dominación del varón sobre la hembra.

A ver, mínima historia, porque lo que a mí me apura es el presente, cuentote que durante el Paleolítico (prehistoria, muuucho antes de que se inventara la escritura)  todas las minas copulaban con todos flacos y no habían derechos de unos sobre otros… eran sociedades sin mayores jerarquías… mucho más igualitarias y más cool que ahora… Cuando se termina el Paleolítico y comienza el período Neolítico, las tribus se asientan, dejan de ser nómades y empiezan a poseer los territorios, el ganado, etc. En ese momento, y no por casualidad, el varón descubrió que “ese” crío que llevaba la hembra en su vientre era “suyo” (y no de cualquier otro varón con el cual la hembra había copulado), se apropió de la hembra y de su descendencia, les dio su apellido y los convirtió en seres “de su propiedad”, así como se apropiaba de la vaca o de los metros cuadrados o la choza. De allí viene el insoportable “Sra. de Pérez”.

Por lo visto Mami, vivimos en condiciones de dominación desde hacen unos cuantos añitos (unos 12.000 le calculo yo) Por eso ya casi no la registramos… porque está mezclada con los leucocitos, metabolizada con el páncreas, configurada en las pestañas largas, es la materia que se traslada por nuestro colon irritable y está tan naturalizada, que se entreteje con los hilos del repasador y de las sábanas.  Hay muchísima información en la red para que leas más sobre este tema. El problema en sí, es que no hay mucho tiempo para leer, ni para ocuparse de estos temas tan existenciales, porque aquí todas andamos por el bife. Entonces yo decidí  mostrarte descaradamente algunos ejemplos concretos donde se expresa la fucking dominación:

Ejemplo 1) El ejemplo más comunicado y ya casi aburrido, pero no…el salario que cobramos las mujeres es entre el 20% y 50 % menor del que cobran los varones, aunque muchas veces el rendimiento sea entre el 20% y el 50% mayor. Lo saben tod@s… No es ninguna novedad, ¿pero no te revela? Este es el gran multiplicador de la dependencia… El poder lo ejerce el que tiene el dinero.

Ejemplo 2) El laburo más fuerte te lo mandas vos y varias otras mujeres, y como está muy bueno, es reconocido y después premiado. ¿A quién le dan el premio Mami? ¡A tu jefe o a tus jefes!? Si Mami, eso no solo te pasa a vos, nos pasa a todas… ¡nuestros jefes sacan rédito de nuestro esfuerzo! ¿Pasa al revés? No, porque los varones están en los primeros puestos de la pirámide del poder, y las mujeres estamos en las segundas y terceras líneas haciendo el laburo real, que está concentrado en el contenido, no en sacar chapa…

Ejemplo 3) Los ilustres y famosos en todo son siempre varones: los mejores científicos, los mejores artistas, los mejores médicos, los mejores deportistas, los mejores cantantes son siempre varones. Incluso en ámbitos históricamente femeninos como son la cocina y la costura, los mandamás son masculinos… ¿Vos te crees realmente que ellos son mejores? ¡Obvio que no! Es el sistema de reconocimiento creado para beneficiar al varón…

Ejemplo 4) Los autos son manejados en similares proporciones por varones y mujeres, sin embargo, no hay en todo el mundo, un auto que tenga un lugar para llevar la cartera. ¿Por qué? Porque están diseñados por y para hombres.

Ejemplo 5) Cada dos por tres tu marido se va de vacaciones a pescar, o a andar en moto o con los amigos del barrio a bajar el estrés, a ver si se recauchuta sin que nadie lo demande… ¿y vos? ¿Siempre sos la boluda que se queda con todo el marrón a cargo durante los 10 días?  ¿¿¿Cuándo te fuiste vos 10 días de descanso Mami??? Ritmo vital inventado y reproducido por y para la salud mental de los hombres en nuestro detrimento.

Ejemplo 6) ¿Vos te arreglás como una diosa durante una hora y media y él sale con una camisita blanca y un jean? ¿Y está todo bien así? ¡Y claro, si las reglas de la “producción” fueron inventadas también para las pupilas masculinas Mami! ¡Obvio la que se esfuerza sos vos! ¿Y el varón se produce tanto? ¡No! ¡Obvio que es mucho más natural para vestirse! ¡Los patrones estéticos  están dirigidos por y para los hombres!

Ejemplo 7) Cuando te separás y tenes niñes chiques, tu ex encuentra rapidito otro palanque donde rascarse, mientras vos te quedas con el babero, los mocos y los llantos inflamados… ¿a que no te reciclás igual de rápido que él? ¿A que no podes salir a ninguna parte porque tenés a cargo la prole mientras él anda de bar en bar, buscando nuevas chances? ¿Te crees que esto es casualidad Mami? ¡No y simplemente no! ¡Todo esta fríamente calculado!

Podría dar miles de ejemplos como este, pero la voy a cortar acá…la lista que tengo es interminable… y estos ejemplos que te acabo de nombrar son los más divertidos… imagináte que no me he metido ni con las leyes, ni los jueces, ni con la medicina y el parto, ni con la política, ni los tomadores de decisiones, ni con el comercio sexual, ni con la iglesia… bla, bla, bla…

¿Vos dimensionas lo que te estoy diciendo Mami? ¿Te das cuenta que es una decisión tomada hace años que determina una posición desfavorable en nuestras vidas, que la mirada sobre la realidad es masculina y que nuestras necesidades colectivas como mujeres ni siquiera las mujeres las tienen registradas? ¿Vos dimensionas eso?

Despertáte Mami, anda bostezando y abriendo los ojos… El varón se sabe dominador, hace años que sabe de esta trama, se sabe dominante, baja la cabeza y se hace el disimulado, anda calladito, como si le hubieran dado la tajada más grande de la torta y se la va comiendo de a poquito para que nadie se dé cuenta. Y ojo, que con esto no te estoy diciendo que el varón es el enemigo, no me malentiendas. De hecho tengo un Papito en casa que vale oro.

El gran dilema acá no es ese. La gran pregunta es: ¿Hasta qué punto vos Mami, te has dado cuenta de que sos la dominada? ¿Hasta que punto vos tomás este orden actual como “natural”? Fijáte: pagás la olla en un 50%, laburás como yegua, terminaste el Master en Economía e Innovación acostándote a las 2:00 de la mañana, haces los deberes con los mellis, comprás los útiles, sos especialista en trenzas cosidas en menos de un minuto, llevás a los pendejos al cumpleaños en Cacheuta, pintás el departamento, arreglás en jardín, haces de comer, te reproducís y vivís desde que tenés 23 años en condiciones de absoluta sobreexigencia. ¿Realmente sos la Sra. de Pérez o sos vos?

Levantáte Mami, no te pido la revolución… a esta altura la revolución está en manos de las pendex, que vienen generacionalmente abajo nuestro empujando con mucha conciencia de esta construcción histórica desigual. Algunas son de dieciséis, otras de veinte, otras de treinta y dos, algunas son pacificas otras son más violentas, porque ya están furiosas de tanta dominación patriarcal, tanto atropello y tanta mierda… están calientes, porque de esta trama que te acabo de contar, ellas ya se han dado cuenta y representan la nueva era.

Vos sólo tenés que dejar de parir Mami… ¡pero si es nuestra gran especialidad!

Legitimá Mami: dale un like a la hija altanera y bravucona que no se deja pasar por encima, alentá  a tu hijo a que se encargue de tus nietos sin tacharlo de pollerudo, borrále de la bocha que los hombres no lloran o aceptá que te haga la cena… date cuenta que la que crea la conciencia colectiva, los mensajes subliminales y las reglas invisibles, sos vos Mami…

Levantá la compuerta.

Por Consciente Colectiva para la sección: