Informe Católico: Gangnam Style “El estilo diabólico”

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
Clarísimos mensajes ateístas

¿A esto se lo considera “arte” ahora? ¿Es esto lo que nuestros jóvenes toman como modelo a seguir? Según el Lic. en ciencias de la Sociología Católica de la Universidad de Cambridge, Ronald James Dio, Si. Es sumamente preocupante. Belcebú emite todos los días su mensaje de depravación, drogas, heavy metal rockero, fornicación ateísta fuera del matrimonio, tatuajes, paracaidismo etc., ¡¿y ahora está emitiendo esto?! Aberrante.

¿Qué es “gangnam style”? ¿Quién es “Psy”?

Poco sabe el público general sobre los orígenes de todo esto y los verdaderos significados de este auténtico himno a la destrucción y el porno casero, ya que Mefistófeles se encarga de que lo único que ingrese en la mente del espectador/oyente sean la órdenes del comandante de la legión del inframundo (el infierno) aquel que navega por los ríos de fuego: Lucifer.

El Reverendo Hernan Diego Perdriel hizo un exhaustivo trabajo de investigación y llegó a estas conclusiones que son la verdad indiscutible. El Reverendo H.D.P. nos detalló algunos aspectos sobre esta pecaminosa canción, su tenebroso video y los trasfondos místico/político/económicos que existen en torno a este, el más reciente azote de Satanás.

Psy (Profeta Satánico Yabrán) fue poseído por Belcebú en Estados Unidos en el año de la creación de este escandaloso hit (2012). Antes era un devoto católico en Corea del Sur hasta que dejó de donar a la iglesia e ir a confesarse, así fue como el Mandinga entró a su cuerpo.

Durante su posesión, compuso y grabó la funesta canción “Gangman Style” que habla sobre los placeres de ser ateo y el derroche desmesurado de dinero en drogas, porro, alcohol, prostitutas, tatuajes, etc. Intentando así incitar estos comportamientos en los jóvenes para disminuir el ya escaso flujo de dinero que se destina al Vaticano.

Un dólar gastado en vicios, un dólar menos para el Papa y su santa lucha.

¿Cómo logra lucifer meternos su mensaje a través de este verdadero profeta del mal?

Muy simple: Mensajes subliminales e Hipnosis Demoníaca. Las imágenes y los sonidos están plagados de herramientas ocultistas para obligarnos a pecar.

  • Su hipnótico baile crea una sensación extraña en la zona del abdomen que baja a la zona pélvica para radicarse en la zona genital. Esto nos incitará a tener relaciones carnales fuera del matrimonio.
  • Los terroríficos sonidos tecnológicos están basados en estudios científicos, por lo tanto son ateístas.
  • Si se escucha la letra al revés se logran distinguir las siguientes frases:

“Mama, mama, la chuleta de luzbel, saludo a luzbel”: Claramente haciendo referencia a la carne del sexo burlándose de la Virgen María.

“Saaaaaatán, as, Saaaaaaat, an`s… ohhohooohh HIM”: Nombra a Satanás y a la banda de black metal extremo HIM.

“Putas, pagar pagar, saaaatan, corcho”: No está muy claro pero estamos seguros que hace referencia a pintarse la cara de negro (como el infierno) con un corcho quemado y darle el dinero a una prostituta para practicar la fornicación.

  • Utiliza imágenes de mujeres en poca ropa y quiere incitar a la desobediencia femenina.

¿Qué debo hacer si esta aberración ingresa en la santidad de mi hogar?

Si entra en formato de CD o Casette, quémelo inmediata mente. Si está en su computadora, borre el archivo y salpique con agua bendita la pc. Si sus hijos están viendo el video, desconecte la electricidad de toda la casa y salpique los ojos de sus hijos con agua bendita. Debe, además, rezar un rosario con ellos para ahuyentar a Lucifer. Si encuentra a alguno de sus hijos bailando como en el video, debe pensar en conseguir un exorcista, pero seguramente su alma ya fue consumida por el maligno y no tenga salvación.

Hermanos, el diablo se esconde por todos lados y quiere constantemente hacernos pecar para poder reírse de Dios y el Papa. Nos acecha, nos mira de noche.

¡Juntos podemos mandarlo al infierno donde pertenece! ¡No tengan miedo! ¡No bailen esta aberración musical!

¡Amen!

Un abrazo Católico.

   

ETIQUETAS: