Tantos disfraces

--¿Lo pintamos? --No, no, dejalo así, oxidado. Tomé el banco de chatarras y hierros retorcidos y lo puse en la parte central del jardín. La cara de su propietaria estaba casi en éxtasis. Es algo…