La primera y gran historieta del Ingeniero Conep

Hace unos dias me puse a pensar alguna manera de sorprenderlos. 

Primero se me ocurrió bañarme, pero con este frío decidí que no. También pensé volver en forma de fichines, pero eso ya lo hizo Alf, asi que también descartado.

Hasta que se me prendió la laparita. Que llevo en el bolsillo. Y por el calor me quemé la gamba. Eso produjo que puteara cielo y tierra. Y generalmente para calmarme hago historietas con viñetas. 

Y así fue como se me ocurrió hacer una.

En esta primera entrega me sumerjo en un difícil pero polémico tema: ¿que pasaría si las películas sufrieran unas modificaciones llevadas a lo cotidiano? Un tema para reflexionar.

 photo vintildeeta-uno_zpsfad322ab.jpg

 photo vintildeeta-dos_zpsc8ca4174.jpg

También podes leer:
1.000 maneras de morir en Mendoza

El año pasado escribíamos:
Los pro y los contra de ir a un boliche gay

ETIQUETAS: