Un Gurkha suelto en EE.UU.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

En esta ocasión voy a dejar mi personaje de facho y anti wachines para contarles una historia seria desde un punto de vista casi documental, antes que nada, es válido aclararles que todo lo que voy a escribir es mi opinión personal, por si algún pelotudo susceptible piensa diferente no se ofenda, sino que me la…

Bueno esto comienza hace como un mes y medio atrás me vine a Dallas, TX USA en busca de unas vacaciones, cumpliendo un sueño y buscando uno vaya a saber q respuestas… la cosa que vine a parar a la casa de un gran amigo JUAN…del cual no puedo quejarme porque me recibió con los brazos abiertos el puto. De a poco fui conociendo más gente y empecé a acostumbrarme en las cuestiones de costumbres, culturas, leyes y demás cosas que tiene este país q los hace sentirse así como la cabeza del mundo estos gatos y eh aquí el grano en el upite de la historia, cuando uno empieza inevitablemente a comparar con su patria natal, acá van unos ejemplos:

  • Acá no es obligatorio usar casco en las motos, la ley considera que si te partís la mollera es problema tuyo por andar a los pencasos así que a chuparla.
  • Tampoco hay motitos. Hasta el mulato más narcotraficante pre evolucionado simio, tiene terrible pistera que rajan la tierra.
  • Tampoco te dicen nada si vas hablando por celular mientras manejas, cosa que todo el mundo hace acá.
  • Pero eso sí, no te vas a olvidar de ponerte el maldito cinturón de seguridad porque te paran y estas en el horno.
  • Acá podes doblar a la derecha con el semáforo en rojo, siempre que te fijes de no mandarte alguna cagada.
  • La joda nocturna empieza a las diez de la noche y termina a las dos de la mañana, no se puede fumar en los boliches, no hay golpes, no hay borrachos tirados o sea no hay nada divertido y a las dos te vas a tu casa porque no queda un solo lugar donde se pueda jugar al loto un rato.
  • La policía se toma su trabajo muy muy en serio y casi son incorruptible. Se toman el laburo de seguirte si t pasaste de rosca con la velocidad. Además claro que andan en terribles DODGE CHALLENGER que no te les escapás ni en pedo.
  • Sin embargo a las motos no las siguen porque van tan al palo que consideran un riesgo hacerlo frenar o asustarlo con las luces y sirenas de modo tal que pueden provocar un accidente mayor, entonces lo dejan que se maten solos.
  • Los hispanos que están ilegales, cuando ven un policía parece que vieran al mismísimo demonio. Les tienen un julepe bárbaro y no es para menos porque la mayoría son gorilas entrenados gigantes o la división G.I. JOE de los testigos de Jehová.
  • Una de las cosas rescatables es que podés cagar en cualquier lado, donde sea que se te aflojen los esfínteres hay un baño súper limpio, con papel, con perfume, con jabón.  Los  baños de las discos tienen desodorantes en barra de la marca que quieras por si se te están muriendo las alitas, perfumitos más o menos copaditos, enjuague bucal por si el puma alcohólico te está impidiendo el arrime con una dama.
  • Algo detestable que me ha tocado vivir es encontrarme con compatriotas que hablan mal o despotrican contra su patria natal, contra mi ARGENTINA, y son esa clase de gente de mierda que menos mal que se fue porque acá eran parasitos inservibles, o esos que porque acá la pasaron mal o Vivian en algun barrio complicado y tenian suenios de rey de Holanda, se vinieron aca y tienen un laburo mas o menos se dan unos lujos. Ya los escuchas hablar que la argentina esto no lo haces, que argentina es una mierda q me cagaba de hambre que no podes dejar el estero puesto y si bien algunas cosas son ciertas, no necesito que me las diga ningún repatriado hijo de puta.
  • Después te encontrás con el que sueña con volver, el que le hablas de la patria y le cantas un tango y casi lo hacés llorar, ese que labura duro para regresar a morirse en la tierra en la que nació. Lamentablemente son los menos.
  • Hay una carencia de sentimientos por parte de los nativos de esta tierra increíble. Son robots: del laburo a la casa y de la casa al laburo. A las diez de la noche tienen sueño, como mucho se tomaron una birra en algún bar after office por ahí. Olvidate de comer un asado entre semana, descarrilarías toda la rutina.
  • Si no tiene corriente o internet, no saben qué hacer. Los bepis no salen a jugar a la calle, no hay fulbito de barrio, Acá es Play Station y sus derivados, celulares, y cualquier chotera electrónica que los atolondre rápido y los meta al sistema monótono de mierda de acá. Te sentás a tomar algo con alguien y están todos los celulares arriba de la mesa y cada dos palabras es una chequeada al twitter, Facebook, etc.
  • El crisol de razas es increíble, acá hay desde rusos hasta Filipinos.
  • Ponerla es más fácil que en otros lados y creo yo que es así para que los sábados a la noche duren un poco más. Vas a bailar y con un toque de facha y chamullo tenés una damisela de origen azteca en tu cama y/o sus vecinas centro americanas.
  • Para ir a comprar una birra si o si tenés que llevar documento, ya sea supermercado o gasolinera o licorería y podés tener 98 años que lo vas a tener q mostrar.
  • Hay cientos de miles de turcos, palestinos, pakistanies, afganos, sirios y demás clases de muñecos a los que yo bautice como “LOS CHASQUIBÚM», dado el echo que no sabes cual anda con un cinturón de dinamita pensando en inmolarse el muy jodeputa y capaz que los pisas con el auto o lo llevás puesto con el carrito del super y ¡bummm! Chau picho, es por eso que los bautice así.

En fin, las comparaciones voluntarias y las obligadas son cientas, de todos modos, por más ardido que este mi pais, yo lo extraño…

También podes leer:
El Opi Olímpico

El año pasado escribíamos:
Menducos Costeros

ETIQUETAS: