Ratoneos en la Fiesta Mendolotuda

Era la noche de la fiesta mendolotuda y, sin dudas, no nos la íbamos a perder. Teníamos un cumple, por lo que comeríamos algo antes y luego nos iríamos para Geo. Fuimos a Martin Sur,…

Asesíname

Era una noche como cualquiera. Mismo grupo de amigas, mismo lugar para hacer la previa, mismos temas de conversación, misma rutina: pruebas infinitas de peinados, de maquillaje, de ropa… siempre para terminar saliendo todas con…

Deshojando una flor

Era el cumpleaños de mi abuelo Cacho. Cumplía 80 años y lo festejábamos en su casa. A mí mucho no me pintan esas reuniones, siempre se juntan a hablar de pelotudeces, sacarse el cuero, criticarse,…

Pasión de alto kilometraje

Nos juntamos el sábado en la casa de un amigo para hacer la previa del boliche. Habíamos quedado a las 12 de la noche y, como hombres que somos, todos llegamos relativamente puntuales, salvo el…

¿Y tres? ¿Son multitud?

Mientras ordenábamos llamó uno de los chicos diciendo que tenían un amigo del club que los había llamado para juntarse a hacer algo y que lo invitaron al asado. Desconocíamos de quién se trataba, pero…

Cuatro no son multitud – Segunda parte

Gaby y Bati nos interrumpieron de golpe. -¿Qué onda ustedes? ¡Tranquilos, eh! – dijo el Bati, riéndose. -Bueno, mira quién habla – le responde el Rodri – ustedes no estaban muy tranquilitos que digamos… ¡no…

Cuatro no son multitud – primera parte

Veníamos con mi amiga Gaby saliendo viernes y sábados, parejito todas las semanas, tomándonos hasta el agua de los inodoros, llegando a los domingos sin ganas de existir. Ese sábado decidimos hacer algo más tranqui.…

El principio de mis crónicas con el doctor

Hacía varios días que tenía una urticaria por todo el cuerpo. No sabía qué podía haberme hecho esa reacción alérgica. Harta de tomar loratadina, ibuprofenos y esas cosas, me hice un lugar y saqué turno…

Descubriendo lo desconocido

Hoy me siento muy linda, muy segura. Hoy es un día ideal para ir a comprar ropa, accesorios, zapatos. No falta mucho para la tan ansiada cena. “Ponete más linda para el sábado Flor, que…

El culpable de mi lado más caliente

Había quedado muy caliente toda la semana. Quería verlo. Necesitaba verlo. Llegó el día sábado y decidí invitarlo a casa. No podía seguir así, reprochándome el decirle ¨no¨ aquel día. Le mandé un mensaje: -…

Mi encuentro conmigo… y ella

No puedo evitar dejar de pensar en ella. Sus ojos oscuros, sus pestañas largas y arqueadas, su flequillo sobre su frente, su boca carnosa toda humedecida por los besos y el encuentro de lenguas que…

Mi encuentro conmigo… y él

“Me vuelve loco escuchar tu respiración un tanto agitada, sentir el perfume cítrico que rodea tu cuello, sentir ese aliento fresco, producto de la menta extra de esa pastilla, ver tu boca moverse, negándose a…

Mi verdadero fuego

Decidimos con mi amiga Julia ir a pasar un fin de semana largo a San Rafael. No conocíamos a nadie allá, por ende íbamos a alquilar alguna cabaña o departamento para quedarnos. Llegamos al lugar…

Tu secretaria es mi polvo

Hola, soy Daniel, tengo 31 años, trabajo como vendedor en relación de dependencia. Mi jefe es un viejo idiota, de 50 o 60 y pico de años, panzón, forro, explotador. Dana es su asistente, o…

Lo que suma o resta tener un rico…

Cuánto resta tener un rico culo en esta sociedad. Desde experiencias de adolescente a los típicos hechos conocidos, el relato de quién porta una buena colectora. Bienvenida al culo Cumplidos los 12, entre compañeritos, jugando…