5 Tips para llegar al verano hecho un chancho

Ya estamos a mediados de año, en cualquier momento comienza las cataratas de notas de los eruditos nutricionistas con títulos tales como: “10 comidas sabrosas que no engordan”, “5 tips para llegar espléndida al verano”, “10 ejercicios que te dejan los abdominales como adoquín de la San Martín”, “sabios consejos para llegar hecho un galgo al verano”, “dieta del astronauta”, “dieta de la media luna”, “la dieta más efectiva del mundo”.

Toda esta parafernalia de tendenciosos charlatanes se puede resumir en tres cosas: no comas, toma agua y hacer deporte. Listo, se acabó el secreto…. Entonces, ahora que saben el meollo, ahora que les batí la justa, ahora que le he descubierto ante sus ojos una verdad absolutamente oculta, es que les voy a dejar unos tips que en serio funcionan, que de verdad sirven y que posta posta (comprobado por un montón de gente) te hacen más feliz que la mismísima mierda:

  1. Come bocha de guiso: ¡que más rico que un guiso bien pastoso y picante en invierno! De lentejas, de trigo, de porotos… zarpado en picante, salsa, trocitos de chorizo, panceta, papa, cebolla, zanahoria y cuanta pelotudez se te pueda ocurrir. Se puede bañar en crema de leche o ponerle maicena para hacerlo más paposo aún. Acompañado de un buen pedazo (no se entusiasme señora) de pan casero, con mucha miga y bien blanquito. ¡Y no le aflojes a los postres cachetona que así en verano le haces de sombra a tus amigas!
  2. El agua es un asco: sencillamente no te puede gustar una cosa que no tiene sabor a nada y menos si no tiene color. Así que olvídate de tomar agua. Además ahora en invierno sale re fría de la canilla y beberla es parecido a chupar una lata. Para llegar hecho un chancho supremo al verano no hay nada mejor que mucho café de día, Coca al almuerzo, chocolatada de tarde, Pepsi de noche y de lunes a lunes, antes de irte a dormir un buen vasito de Fernet o Ron, con poca Coca y bien cargadito. Cuando llegue la primavera podes acompañar la dieta con uno (o dos) litros de cerveza por la tarde noche, en el after.
  3. No asomarse ni a la ventana: ¿salir a la calle con este frío a hacer deporte? ¡olvidate! Para ser un verdadero “as de la panza” no hay nada mejor que quedarse sentado frente a la compu pispeando fotos de minas en Facebook, leyendo El Mendolotudo o jugando a algo On line. ¿A caminar al parque? ¿Queeee? ¡Ni en pedo! ¡Sabes al lado del lago el frío que hace! Menos que menos al gimnasio… todo ese olor a chivo y bala concentrado en cuatro paredes, ¡puaj! No hay nada mejor para unos buenos flotadores y un culo bien flanero que catorce horas sentado. Comprate un auto o moto y anda hasta al kisokito de la esquina en él.
  4. No escatimes en agregados y combos: si te pedís una mega hamburguesa mostro titán arrolladora de hígados, no cometas la bajeza de pedir Coca Zero, ¡metele que son pasteles chanchi! Lo más recomendable para llegar cual barrica de bodega a Enero es pidiendo licuado de banana (con leche), o un helado y revolverlo hasta hacerlo líquido. Si vas a tomar helados, olvida los gustos de agua, no hay nada mejor que los de chocolate y dulce de leche, o “chocolate de leche” que es tan sabroso como cogerse a uno mismo. Mediatarde con facturas y de postre ¡nada de frutas! Y si sos medio pobretón y no te da para aderezos cool, proba metiendo todo entre pan. Fideos con pan, arroz con pan, tortillas de papa con pan y sobre todo, el inigualable puré de papas con pan con chinchulines ¡una agradable sorpresa para tu colesterol!
  5. ¡A dormirlaaaaa!: el invierno se inventó solamente para dormir, así que si lo que queres es ir en Diciembre a comprarte tres talles más de pantalones, hay que meterse en la camucha, taparse hasta las orejas y pegar no menos de 12 horas de sueño, sobre todo el rango que va desde las 23 a las 11 de la mañana, sumado a una buena siesta que puede ir desde las 14 (luego del guiso) hasta las 19 (previo a la chocolatada). Levantarse abombado y mareado de tanto dormir, prenderse la compu mientras bañamos la vainillita en Cindor y al previo a volver a la cama… ¡guiso de noche!
Bueno, estos son mis sabios consejos para que llegues hecho una hamburguesa erótica al verano, tomalos al pié de la letra y vas a ver que en Diciembre le vas a tener que poner aceite de oliva a los pantalones para que te entren.

También podes leer:
Los 7 mejores trabajos del mundo según Bomur

El año pasado escribíamos:
Mendolotudo aconseja sobre el uso de celulares

ETIQUETAS: