Me cago en la cadena nacional

Otra vez, la puta madre…

¿Viste esos días que llegas de la facultad o del laburo (yo especialmente las dos cosas, porque los pobres laburamos y estudiamos) y te sentas a ver televisión tranquilamente?, si, es normal, todos lo hacemos, peeeero, te acomodas a ver el noticiero y de repente… Transmite para todo el país… La recalcada concha de tu madrina…

Uno llega cansado, hecho mierda, de 8 horas en el laburo o de hasta 12 horas que llevas adentro de la facultad estudiando álgebra del orto y te encontras con esto… Y ahí se te van las ganas de todo, se te van las ganas de bañarte, se te van las ganas de comer, se te van las ganas de cagar, etcétera…

De pronto… Habla para todo el país, la señora hincha pelotas de los cuarenta millones de argentinos… La puta que me re parió, otra vez vamos a empezar, otra vez la burra al trigo, ¿no te cansas que todos los días cuando uno llega de trabajar o está por almorzar cagarle ese momento de descanso a los cuarenta millones de argentinos? Pregunto solamente, no…

Con esto no quiero que se ofendan los K ni nada de eso, no vamos a decir que este gobierno no hizo cosas buenas, como también hizo cosas malas, como todos los gobiernos… pero algo que me enferma es esto… la maldita cadena nacional.

Bueno, que no panda el cúnico… apagas la tele y cuando atinas a prender la radio… Argentinos, hoy es un día muy especial… Si, así todos los días son especiales (no seas tramposa), si todos los días estamos pasando la cadena nacional… llevamos los huevos en una angarilla, ¿no nos damos cuenta que la gente no quiere ver nada de esto? La señora Doña Rosa de la casa quiere ver la novela, yo quiero ver los Simpsons, el más chico quiere ver porquenografia (le agrego la palabra “que” al medio, para que no suene feo, pero este último tiene la computadora, no viene al caso, ya me fui a la mierda, al pasto mal)

Y acá lo mismo de siempre, te anuncia un plan, una que otra verdura, que ya no tenemos deuda, alguna mentirilla loca y se pone a criticar a la oposición y a este famoso grupo que tiene nombre de un famoso instrumento de viento, que estridente sonó, como dice nuestra marcha… Otra viz’ perdiz, criticas por todos lados, después termina… Transmitió para todo el país cadena nacional… Que pum que pam… A continuación las emisoras continúan con su programación habitual… Cuando esto paso, ya se terminaron los Simpsons, ya no hay novela, ya no hay noticiero y la puta madre que lo parió. Y se viene la catarata de réplicas en cada puto medio de comunicación. Hasta los giles de este pasquín no paran de hacer chistes con el asunto.

Entonces vos, como ciudadano, te pones a pensar seriamente… ¿Es necesario realizar una cadena nacional y cagarme el descanso para contar estas cosas que todos nos vamos a enterar, al fin y al cabo? No, no hace falta, para nada, pero bueno, no calienta, igual nuestra excelentísima presidente (por que se escribe así, no presidenta, pedazos de imberbes, si pones en el diccionario de la RAE presidenta te lo corrige, miren con sus propios ojos: http://lema.rae.es/drae/?val=presidenta, es la tercera definición la correcta) te va a romper las pelotas todos los días hasta fines del 2015 y yo, personalmente, me voy a seguir cagando terriblemente en la cadena nacional que no me deja ver el noticiero ni los Simpsons en paz la concha de la lora.

Una vez más me rompiste los huevos, una vez más, y no va a ser la última, yo se que dentro de dos o tres días me vas a poner otra, pero yo ya voy a estar preparado, voy a tener un palo de escoba (tranquila, no para pegarte a vos) para cagar a palazos el televisor, o para ponerme a barrer la vereda y mirar la calle, porque ya estoy cansado de la cadena nacional del orto. Estoy cansado yo y todos los cuarenta millones de argentinos.

Yo solo espero que el próximo gobierno no use la cadena nacional porque me tiro al zanjón cacique Guaymallen en bolas.

ETIQUETAS: