Dame tu pangalaqueee

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

a la la la la long a la la la la long long lee long long looong, by Sergio Denis

Ser un buen padre es importante para tus hijos. Pero para serlo debes poseer ciertas cualidades. Lo primero es tener la increíble malaleche bendición de dejar embarazada a tu pareja, por supuesto.

He aquí las virtudes que un buen padre debería tener.

Enseñales buenos modales: Enseñales como comportarse bien, a distinguir lo que está bien y lo que está mal. El ying yang, el equilibrio del mundo y como todo vuelve, cosecharán lo que siembran y empujalo a leer a grandes filósofos para que entiendan que hay mas de una cara de la moneda.
Si tu hijo tiene 1 año no va a entender nada, así que mejor gritale ‘‘¡¡CACA!!’’ cada vez que agarre o haga algo que a vos no te gusta y zamarrearle la mano como una maraca…

Si hacen algo mal, no tenés porqué castigarlos y golpearlos como a un animal, con golpearlo como a un niño alcanza.

Y creemos que el mejor método es el de premiar actitudes. Si hacen las cosas bien, podés darle un premio, palmearlas la cabecita; rascarles el cuello o hacer juegos como ese de tirar la pelotita y que ellos la busquen y te la traigan. Así además de darle un premio a tu hijo, te divertís y lo ayudás a que haga ejercicio y no sea un preescolar obeso del que se burlen en el jardincito. O sea que por lo tanto, también contribuís a que tenga un auto-estima saludable y un futuro mas grato.

Sé un tipo paciente: Una estadística que me acabo de inventar dice que 87% de los wachiturros, floggers y pelotudos de hoy en día se hicieron parte de tribus urbanas chotas a modo inconsciente de llamar la atención de sus padres. La mayoría, producto de responder a las preguntas de los hijos con un “Dejame de joder Yoni, ¿no ves que estoy viendo la novela?’’

Tratá de siempre contestar toooodas sus preguntas; por mas pelotudas que éstas sean, pero remarcándoles que vos sabes la respuesta por tu gran afán informativo. Las investigaciones muestran que los niños a los que no se les contestaba pierden la curiosidad de grandes y es por eso que son malos a la hora de estudiar y buscar cosas para el colegio y son unos mediocres que terminan trabajando en McDonald’s. Y vos no querés eso para tu hijo.

Tranquilo con sus horribles dibujitos hechos con jovi. Admitilo, puede que te den ternura, sí. Pero ya decir que es bonito es demasiado. Deciles algo como ‘‘esta bueno, ahora hacelo de nuevo pero sin salirte de los contornos, ¿no?’’. ‘‘Bien, ahora intenta transformar ese chorizito tan bien hecho de plastilina en la cara de La Gioconda’’

Exigir es bueno: Si te pones a pensar, no es de insensible. La parapsicóloga y pediatra Humberta Hammarsjkold opina que si les alabás cualquier caca que hagan, nunca se van a superar, y en el futuro van a  ver Shoumach con el concepto de que cualquier bosta es buena.

Las preguntas y los dibujitos son sus más poderosas armas, pero también cuentan con otras un poco menos poderosas pero igual de molestas como el «mirá lo que puedo hacer». Ejemplos de esta herramienta pueden ser las frases «mirá como acuchillo al perro» o sino «mirá como pelio igual que Batman». Esa última frase me recordó que también hablan como el orto. Y esto es algo que tiene que ser corregido rápidamente si no querés que terminen diciendo almondiga, fatura, emprestó, bayonesa y vamononlon.

Que tu pareja lea esto con vos, ya que el niño puede tanto ser un factor unificador como destructor.

Tené el apoyo de tu pareja 100% en esto porque si te mandas solo, lloran, llaman a tu pareja, sos una mierda, divorcio, te echa alcohol encima y te corre por toda la casa con un encendedor, etc.

Jamón y morrones: La caja boba (léase: televisión) es una muy buena compañera para que se dejen de romper las bolas un rato. ¡Pero ojo! Alejalos de pelotudeces creadas por algún hijodeputa programador televisivo como Barney, Los Pelotubis o Dora la exploradora. La última no es tan ofensiva pero te vas a querer cortar las bolas con una feta de fiambre cuando esten todo el día repitiendo ‘‘¡¡¡soyelmapasoyelmapasoyelmapasoyelmapaelmapaelmapaelmapaelmapaSOYELMAPAAAAAAA!!!’’

En serio. Recomiendo fuertemente reemplazarlo por programación antigua y nacional como Carozo y Narizota si no los queres escuchar diciendo boludeces cosas como ‘‘Hoa, padre, preparame un emparedado así podré jugar en la acera con mi balón, pinche wey’’

Otro buen consejo es alejarlos de la Caca Cola lo mas que puedas. De lo contrario tu hijo está propenso a subidones de azúcar, picor de culo, fallas renales, quebraduras por decalsificación, o que termine escribiendo notas en una pagina web.

Ser un padre presente: esto no significa que tengas que pasar todo el tiempo con tus hijos, sino estar en los momentos mas importantes, ayudarlos golpeándoles fuerte la espalda cuando se estén atragantando con una merengada o pegándoles fuerte en el vientre cuando se estén atascando con un sorete.

Esto los va a ayudar a saber que tienen un padre en el que pueden confiar y que siempre está ahí para apoyarlos y ayudarlos, les da seguridad. La seguridad es buena.

¡¿Que mierda es esto?!: Es bueno que sepan valorar las cosas que les das. Así que hablemos de los regalos.

Si te piden una cosa y vos no se las podes comprar… regalales una cosa totalmente diferente. No la versión chota y rasca del producto que te pidieron. Yo quería legos posta con motores y todo y me trajeron rastis…

Llámenme inconformista pero yo quería recrear un motor V8 en legos y en vez de eso tuve 100 piezas de puros cuadrados o rectangulitos de colores. Con los que podía hacer…solo formas cuadradas y/o rectangulares. 

Otro buen consejo es: Al menos una vez al año regalales algún piringundín fiero para enseñarles el concepto de la decepción desde temprano y que se acostumbren.

Acá les dejo un videito para que vean lo bueno que esta ver las reacciones de estos pendejos: click acá para ver el video

Fuente de la imagen:

También podes leer:
Charla real entre Don Rata y Fernet Basualdo

El año pasado escribíamos:
Clínica de rehabilitación para alcoholistas idealistas

ETIQUETAS: