Vendimia con V de Vergüenza

Durante mucho tiempo, la frase «conflicto vendimial» siempre suena fuerte en esta época como los tejes y manejes con los contratos de los bailarines y artistas, pero el mundo de la vendimia no es solo eso. También se refiere  generalmente a los precios de los tachos de uva de los cosechadores quienes son de los eslabones fundamentales para que se concrete el sueño de muchos bodegueros y empresarios; o también apuntado al precio del mosto elaborado (jugo de uva antes que se transforme en vino); a lo que apunto es que el tema monetario en cuanto a la elaboración en sí del vino era el eje de estos problemas.

Pero este año fué distinto.

Decidimos hacer la nota un día después para poder tener las dos voces, los dos camapanazos, los dos puntos de vista.

Las primeras voces si hicieron escuchar anoche en el anfiteatro, y que paradójicamente no fueron voces sino más bien abucheos y silbidos del público presente.


La primer voz oficial fué la de Walter Neira, director de la Fiesta Nacional de la Vendimia. “No imaginé que tuvieran la inconciencia de hacer lo que hicieron. Yo tengo 25 años de vendimia y nunca vi una cosa como ésta. Aclaro que éste es un conflicto entre un grupo de artistas, no más de 40 personas y el Estado. Ni yo ni mi equipo técnico somos parte de esta decisión. El reclamo puede o no puede ser genuino, pero si se para una fiesta con 25000 personas en las gradas, hay un inconciencia muy grande”, comentaba esta mañana en el programa BDA, de Canal 7.

Más tarde al mediodía el gobierno realizaba una conferencia de prensa. “A partir de la actitud irracional de un grupo de actores, que después se extendió a otros artistas que le faltaron el respeto a la Vendimia y no salieron al escenario a actuar como correspondía, el Gobierno ha decidido suspender la segunda repetición del Acto Central pero garantizamos los shows ya pactados”, comentó Adaro en la conferencia de prensa desde Casa de Gobierno.

Después aparecieron las voces del otro lado del conflicto vendimial. En el momento que un periodista de MDZ le preguntaba a Marcela Barros, representante de los artistas vendimiales si fué real que no quisieron subir al escenario, respondía:  «Pero fue porque el escenario no estaban en condiciones. Aparte estuvo el tema de las entradas, que nos dijeron que no iban a estar. No es por el valor económico de estas sino porque es el último bastión de nuestros derechos que se tiró por el piso. Vinieron mucho tiempo después diciendo que nos iban a dar las entradas, que saliéramos a hacer nuestro espectáculo. Cuando pedimos verlas nos dijeron que ya las habían comercializado, que las iban a volver a imprimir. Les dijimos “¿dónde va a entrar esa gente sin ya vendieron nuestras entradas?” y nos contestaron: “Les vamos a construir gradas para que se siente la gente”. Imagináte que si tardaron un montón en hacer el escenario, y lo hicieron mal, lo que tardarían en hacer gradas.»

Además contaba: «Es mentira que no queríamos salir ayer. En realidad ha habido un gran avasallamiento a nuestras condiciones de trabajo, no hay colectivos en condiciones y nos han dado viandas en mal estado. Te digo más: los micros están en tan malas condiciones que una vez un chofer casi nos mata a 40 de nosotros porque se quedó sin frenos» contaba Marcela Barros, representante de los artistas vendimiales.»

Todo esto continuó desarrollándose hoy cuando bailarines y actores se reunieron en la rotonda de ingreso al Frank Romero Day. La policía impidió el paso a todo aquel que no tuviera su entrada correspondiente y los artistas labraron un acta para que constara su presencia en el lugar. Luego de dos horas y media de reunión, decidieron retirarse.


En Facebook circula una nota que fué escrita por un participante de la vendimia, Ramiro Ortiz, en la que expresa su opinión y su vivencia desde adentro. Cuenta algunas falencias y arreglos precarios durante el acto central, y en un momento escribe: «Pero el domingo se abusaron de su confianza, cuando iban llegando al teatro griego, uno a uno, los artistas se enteraron de que no les habían guardado esas localidades, que habían sido vendidas. Ahí se desató el huracán, porque el problema no era los $24 de los dos tickets, sino que ya estaban agotados, que no les avisaron con tiempo y que sus familiares, a esta altura, no podrían ir a verlos.»

Después buscando en la recopilación de información con la que trabajé esta nota me encuentro con este artículo del diario Los Andes:

«Domingo 6 de Marzo de 2011 – Diario Los Andes

Quedan mil entradas para hoy y unas 2.000 para mañana

La Secretaría de Cultura del Gobierno de Mendoza comunicó que aún quedan entradas para la Fiesta Nacional de la Vendimia 2011 en la sede central del Casino de Mendoza, San Martín esquina Brasil de Godoy Cruz.

De la totalidad de las entradas para ver «Los rostros de la Vendimia» hay alrededor de 1.000 entradas para hoy, mientras que para el lunes el remanente es de 2.000 localidades. Cabe destacar que del sector Malbec de $ 35 ya se agotaron y sólo restan localidades en Tempranillo de $ 22, y de $ 12, en los sectores Bonarda, Cabernet Sauvignon, Torrontés y Chardonnay.»

…¿Entonces?

Conclusión desde nuestro humilde punto de vista

Jamás creí que este tipo de conflictos políticos y pesudo-gremiales llegara a tocar tan fuerte a algo que es tan nuestro y tan representante como es la Fiesta Nacional de la Vendimia. Te puede gustar o no, pero si sos medocino, es tuya, es de lo que más nos identifica y nos hace enorgullecer. Y si sos medocino, seguramente debés haber pasado angustia.

Debe ser muy dificil para los actores trabajar y ensayar poniéndo todo de ellos, pensando en que lo suyo va a mostrarse al mundo y tratar de dar lo mejor, cuando en las previas llega gente de gran porte (por no decir gordos) desde la asociación de actores ha hablarles (por no decir obligarles) que se informen mas de la ley de actores, para que les reconozcan mas derechos y todo ese tinte gremialista que tan mal hace a la ilusión de los que hacen las cosas por amor y no por derechos y obligaciones.

Y así como les debe ser muy dificil eso, creo que también es importante saber el papel que desempeñan, utilizar un poco de coherencia, tener en cuenta que ellos son solo una parte más de lo que es la fiesta y no la fiesta, sino la cara visible del show, que si ellos hacen algo bien la fiesta se engrandece, pero si hacen algo mal, pasa lo que pasa, se rompe toda la cadena, cae todo el domino, desde las reinas, todos los involucrados en el desarrollo de la fiesta, y hasta incluso personas relacionadas en el área vendimial de nuestra provincia.

Lo sucedido empaña los criterios y vivencias de los artistas, lo que ellos creen. Pareciera ser que los conflictos logrados, las promesas incumplidas y las dificultades laborales pudieron mas que la frase que tanto hace referencia a ellos: «show must go on» (el show debe continuar).

He tenido la suerte de estar con los con aquellos que comencé nombrando en esta nota, los cosechadores, aquellos que se manchan de vino las manos para lograr un producto que siga posicionando a nuestra provincia en la vitivinicultura mundial, esos que se meten a tanques, piletas, zanjas con barro y pasan jornadas enteras entre fincas y bodegas, y saben qué? Jamás estuve con uno que conociera el anfiteatro para la fiesta de la vendimia y jamás estuve con uno que dejara de moler uva porque su bodega no le regalaba entradas.

La vendimia queda opacada entre reclamos individualistas de los artistas y funcionarios incapaces que no supieron resolverlos. En el medio, la trayectoria de 75 años «vendimiales» de NUESTRA PROVINCIA.

Que la próxima Vendimia sea con V de Victoria!


Fuetes: www.mzol.com / www.losandes.com.ar / www.diariouno.com.ar / www.elsoldiario.com

ETIQUETAS: